Dispongámonos a seguir el ejemplo de Cristo

Lo que para muchos parece difícil o aun imposible, se puede lograr con la ayuda y dirección del Espíritu Santo de Dios. Dispón tu vida también en esto que el Señor nos manda y prepárate a vivir de ahí en adelante en un nuevo nivel de comunión con Dios, viendo su gran respaldo en todo lo que hagas. Bendiciones.

Back to top